Conoce los derechos del paciente

El día 18 de abril se celebra el Día Europeo de los Derechos del Paciente.
Por ello, compartimos hoy algunos avances que se han hecho al respecto y que deberías conocer para que puedas ejercer tu derecho, tal como recoge la legislación actual.

En España, la primera en reconocer los derechos del paciente es la Constitución y la Ley General de Sanidad, que recoge los derechos y deberes del paciente y los principios básicos que aseguran su aplicación de forma general a todos los ciudadanos residentes en España. También, las comunidades autónomas, responsables del sistema público de salud, recogen y rigen estos derechos.

derechos-deberesSi recibes asistencia a través del servicio público de salud como si lo haces a través de un servicio privado, debes saber que:

Tienes derecho a la información
Sólo el paciente es el titular de la información y puedes compartirla con personas vinculadas a ella, si así lo deseas. Normalmente, en Inebir, es un derecho compartido por la pareja, pero aunque decidas venir sola, puedes elegir compartir con alguien de tu entorno la información. Pero recuerda: Tú eres la única personal dueña de esta.
Además, tienes derecho a estar completamente informada y a conocer todo lo relativo a tu salud y tu caso, aunque estés hospitalizada.

Y algo importante: La información que recibas debe ser veraz, clara y suficiente y por supuesto, debe comunicársete en los términos adecuados para que te permita tener un conocimiento completo y poder realizar una toma de decisión adecuada.
En algunas ocasiones, se te pedirá que firmes el consentimiento y también que se te ha informado por ejemplo, de tratamientos e intervenciones determinadas.

Tienes derecho a decidir sobre la salud Ante cualquier intervención que vayan a realizarte, debes ser tú quien decida si se procede o no a ello y vas a ser tu, tras recibir la información adecuada, quien firme o reboque este consentimiento, que podrá ser verbal o por escrito en función del tipo de intervención o tratamiento que se vaya a llevar a cabo.

Tienes derecho a la confidencialidad
Tus datos y tu expediente no podrán estar accesibles para otras personas sin previa autorización y además, la divulgación de estos datos está perseguida y penada duramente por la ley.

Además, también tienes derecho a la intimidad en temas relacionados con tu información genética, creencias, filiación, opción sexual, además de cualquier información que pueda suponer una violación de tu intimidad y la de tu entorno familiar. Sólo si la salud pública está en juego o cuando compartir esta información pueda favorecer a la salud del paciente (por ejemplo, en pacientes de cierta edad).

Tienes derecho a acceder a tu historial médico
Por eso, cada centro debe guardar tu historial, al que siempre podrás acceder y solicitar. Todos los centros médicos deben contar con un servicio de atención al paciente al que puedas dirigirte para pedirlo en cualquier momento y que recibirás siguiendo la política que rija al centro en cuestión.

Tienes derecho a reclamar y sugerir
En el propio Centro, que debe facilitar información al respecto a sus pacientes para que puedan ejercer sus derechos o en organismos externos, como el Defensor del Pueblo

Y por supuesto, también tienes deberes:
Los primeros contigo y con tu salud y los siguientes, con el respeto al Centro y a los otros pacientes, así como al personal médico y sanitario que te atienda.

Normalmente, los centros tienen publicadas unas guías donde se especifican concretamente los derechos y obligaciones de los usuarios.

En Inebir, las pacientes son lo primero y nuestro proyecto, ya lo sabes, tiene sentido si está orientado al 100% a tu caso y a tu realidad. Por ello, seremos siempre muy rigurosos con tus derechos y nos gusta que los conozcas para que los puedas ejercer y en nuestra web encontrarás un espacio donde estos quedan recogidos, ¿quieres conocerlos?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *