El tabaco es uno de los mayores enemigos de la fertilidad

En los últimos años, el Ministerio de Sanidad ha realizado campañas informativas sobre el tabaco y, actualmente, todos somos conscientes de que fumar es perjudicial para la salud; sabemos que aumenta el riesgo de sufrir enfermedades pulmonares, cardíacas, vasculares… ¿Pero qué relación tiene el tabaco y la fertilidad? Diversos estudios han demostrado que el tabaco es uno de los agentes externos que más repercute en la capacidad reproductiva de hombres y mujeres.

Según datos del Instituto Nacional de Estadística, el 31,56% de la población entre 16 y 44 años fuma a diario.

Foto: Khánh Hmoong

Foto: Khánh Hmoong

El riesgo de que el consumo de tabaco afecte a la fertilidad aumenta con la cantidad de cigarrillos que la persona consume al día. En el caso de las mujeres, los componentes del tabaco afectan al proceso de maduración de los folículos de los ovarios interfiriendo en la capacidad de las células ováricas en la producción de estrógeno, lo que conlleva una menor actividad ovulatoria y la disminución de la reserva ovárica.

En las mujeres fumadoras se observa peor calidad ovocitaria, incremento de las anomalías cromosómicas, adelanto en la edad de la menopausia de entre uno y cuatro años y aumento de las tasas de complicaciones en el embarazo. Todo esto podría añadir hasta diez años a la capacidad reproductiva de la mujer, lo que significaría que una fumadora de 31 años podría presentar los mismos problemas en cuanto a la fertilidad que una no fumadora de 41 años.

En los hombres las consecuencias del tabaco en relación a la fertilidad son menores, aunque influye negativamente en la calidad del esperma especialmente cuando el consumo es excesivo y se combina con otras sustancias como alcohol, marihuana, etc.

Con motivo de la celebración del Día Mundial sin Tabaco, el equipo médico de Inebir anima a todos sus pacientes a dejar de fumar puesto que, aunque la disminución de la reserva ovárica no es reversible, parte de los efectos negativos del tabaco con respecto a la fecundidad disminuyen si se abandona el hábito de fumar durante un tiempo prolongado.

 

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *